Mini huerto con 5 plantas medicinales

0
36

En esta ocasión les hablaremos un poco sobre 5 plantas medicinales que no pueden faltar en tu hogar, es que muchas veces nos pueden sacar de muchos apuros para preparar algún té y aliviar alguna dolencia. Y lo mejor de todo es que podemos cultivarlas en pequeñas macetas. ¡Toma nota!

Romero

Esta planta medicinal es antiséptico, antiespasmódico, depurativo, facilita la expulsión de la bilis, reduce los niveles de cortisol, ayuda a combatir la retención de líquidos en el cuerpo, libera las toxinas, sirve para controlar la ansiedad, entre otros padecimientos. Debe regarse 1 o 2 veces por semana según le falte agua y es planta de sol.

Hierbabuena

No es nada difícil adquirirla en viveros o mercados, y que es más común que la compres, pero es mejor tenerla en casa y a la mano. Además de que preparar infusiones de esta hierba sirve para aliviar problemas digestivos, flatulencias, náuseas y vomito. Debido a que posee efectos calmantes y expectorantes. Así que ya sabes si sientes alguna distensión abdominal recorre a esta plantita. Esta planta se debe regar 1 a 2 veces por semana según le falte agua y es de sol.

Té verde

Ayuda a combatir el estrés, relaja el cuerpo, posee efectos anticancerígenos, acelera el metabolismo para bajar de peso, mejora el sistema inmunitario, protege el corazón, alivia dolores de cabeza, osteoporosis, entre otros más. El riego para esta planta es de 1 a 2 veces por semana y es de sol.Manzanilla

Uno de los favoritos, ya que tiene un sabor realmente delicioso, además de que esta planta es una maravilla, es antinflamatoria, antialérgica, antibacteriana y sedante. Se recomienda tomar una taza de té de manzanilla después de comer, ya que es digestiva y calma dolores de ulcera o gastritis. Esta planta debe regarse con frecuencia es importante que se mantenga húmeda para que no se seque, evita mojar las flores durante el riego.

Menta

Esta planta también es excelente porque es antinflamatoria, antiséptica y antibacteriana. Importantísimo saber que está compuesta de agua, fibra, minerales como el calcio, el potasio, el cobre, el magnesio, y vitaminas A, B, C y D. ¿Qué tal? Anímate a tenerla en casa. El cuidado de esta planta deberá ser un riego regular y abundante, sobre todo en épocas de calor y necesitará de un fertilizante que la nutra.